miércoles, abril 8

Oscur.Idad

Hoy empecé a hacerme viejo
no de días ni de edad
sino de arrugas en el alma
parado entre gente sin rostro
con cada abrazo un adios

El ritual
alguna vez ajeno
se va volviendo familiar
flores y madera
cuerpo gris
Oscuridad sin retorno

Sentado
en una alfombra giratoria
el camino de la vida
tiene un inevitable destino
de polvo

Allí detrás
de la última puerta
la cama candente espera
para abrazar en silencio
aquella figura donde hubo sonrisa
Y latía un corazón

La hora
a todos nos llega
sin retraso

rhode 54.215

2 comentarios :

Anónimo dijo...

Ya un mes de un eterno nunca

Anónimo dijo...

Y así los días seguirán sumando horas hasta nuestra partida al lugar frio y eterno donde quizás nos volvamos a ver